Posteado por: periodistarural | 31 marzo 2009

Arroz nuestro de cada día

arroz_ecuador

Comemos arroz diariamente, acompaña todos nuestros platos. De acuerdo a la FAO, alrededor del 17% de las calorías que consumimos diariamente vienen de él, frente al 10% del trigo, alrededor del 4% de los diversos tipos de plátano y apenas el 2% de la papa. Una proporción importante del presupuesto familiar se dedica a él: para 2003 -2004 era el 7,6% y seguramente ahora será un poco más. Adicionalmente unos 80 mil productores en unas 350 mil hectáreas se dedican al arroz, de los cuales el 80% tiene menos de 20 hectáreas. Para provincias como Guayas o Los Ríos es el producto más importante de quienes tienen menos de 10 hectáreas. De hecho somos buenos productores, nos autoabastecemos y logramos exportar legalmente unas 80 mil tm cada año, alrededor del 10% de lo que producimos. A ello hay que añadir otras 30 mil por vía de contrabando.

Somos arroceros, no hay nada que hacer, tanto por el lado del consumo, como de la producción. Esto le hace un producto político por definición: se fijan los precios de referencia, se otorgan créditos preferenciales, se regulan exportaciones e importaciones y en algunos casos el Ministro de Agricultura viene del sector. Y muchas veces metemos la pata con el arroz, dando mensajes contradictorios al querer balancear intereses de consumidores y de productores y muchas veces de industriales.

En pocas semanas se iniciará la cosecha de invierno de arroz y todo parece indicar que será un año cosechero, no solo para esta gramínea, sino para otros productos como maíz y soya. Tendremos pues arroz suficiente para alimentarnos de este producto central de nuestra dieta y tendremos también para exportar. ¿Pero saldrán los productores bien librados de una buena cosecha? El Magap fijó un precio de referencia de entre 28 y 30 dólares la saca de arroz. ¿Pero se cumplirá ese precio?

Hay dos problemas que podrían afectar el comportamiento de los precios: primero, el país tiene un stock guardado de arroz de unos 700 mil quintales y los silos están abarrotados. Si sale el producto y no hay dónde guardarlo ello derrumbará el precio. Tampoco tenemos un mercado asegurado para exportar el arroz. Al prohibir la exportación el año pasado para defender a los consumidores, pusimos en riesgo el mercado de Colombia, quien nos ha comprado hasta el 2007 el ciento por ciento de nuestros excedentes.

Colombia, que necesita del producto, buscó otros abastecedores, dicen que de Perú y Tailandia. Otros importadores de arroz tienen sus vendedores: Venezuela está comprando en Argentina y Perú lo hace en Uruguay, Tailandia y Vietnam. Sin exportación los precios caerán y puede el año cosechero del 2009 convertirse en uno de arroz amargo. Quizás las autoridades solucionen esto, el tiempo se acaba.

Ecuador puede ser un abastecedor importante de alimentos para los países andinos, de lo que con seguridad se beneficiarían muchos pequeños productores. Si bien los precios en el mercado mundial han bajado algo, siguen siendo altos con relación al 2007. Pero esto requiere de una estrategia bien armada para mejorar rendimientos, introducir mejores semillas, armar un programa de asistencia técnica, lograr mejoras en la calidad del producto, inversión en infraestructura e información de mercados y sobre todo un manejo técnico del comercio exterior. El manejo político en función del corto plazo afecta esa posibilidad y cierra canales de abastecimiento que tomó mucho tiempo abrir.

Columna de opinión de Manuel Chiriboga publicada en el periódico El Universo de Ecuador

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: