Posteado por: periodistarural | 4 octubre 2010

Nunca más

Por Manuel Chiriboga
Investigador de Rimisp – Centro Latinoamericano para el Desarrollo Rural

Estoy en Washington para reuniones de un Foro sobre Relaciones Estados Unidos-Países Andinos. Mientras trabajamos en el documento final, las noticias de Ecuador comenzaron a llegar a nuestros correos y celulares. Las imágenes nos retrotraen a escenas de un pasado cercano, que creíamos superado: el Taurazo y los derrocamientos de los presidentes Bucaram, Mahuad y Gutiérrez y aun a los golpes de los sesenta y setenta. Intentamos explicar lo que acontecía a las otras delegaciones, aun cuando nuestro propio malestar con los acontecimientos era evidente.

Pero la invitación a explicar fue también una a reflexionar. En primer lugar, el daño es inmenso. Todos los periódicos aquí traen la foto de un presidente desfigurado por la impotencia y la rabia, rodeado de policías furiosos. Es imagen total de inestabilidad y caos de un país, que implicará mucho esfuerzo de recomponer, con implicaciones para inversiones y comercio difíciles de calcular, pero ciertas e inmediatas.

¿Por qué nos sucedió lo que sucedió? No quiero entrar a comportamientos personales, sino a por qué como sociedad llegamos a esto. Quisiera centrarme en tres elementos, en dos planos: comportamientos sociales, funcionamiento de las instituciones y existencia de una comunidad política.

Hay en lo profundo de la acción policial un comportamiento que no hemos logrado modificar a pesar de los cambios constitucionales y legales: el llevar una demanda que se considera justa hasta sus últimas consecuencias, incluyendo por medio de la fuerza. Si uno analiza cualquiera de las protestas sociales recientes, con pocas excepciones, el uso de la fuerza es una constante. Es el juego del todo o nada, en que se queman todas las bazas, en un viaje sin retorno. No importa la consecuencia de nuestra acción sobre el bien común, lo fundamental es alcanzar los objetivos trazados para el grupo. Es en parte tema del liderazgo de los grupos corporativos, donde se disputa quién es el más bravo; es en parte presión de los miembros de conseguirlo o si no buscar otros dirigentes.

En parte, pero solo en parte, puede explicarse también por la debilidad de los mecanismos institucionales de solución de los conflictos. Normalmente en una democracia es en el Congreso donde, sin perder la dirección que le impone la mayoría política, se acomodan en lo posible las demandas de sectores con visiones distintas o de los diversos grupos de intereses específicos. Pero la efectividad de los mecanismos institucionales depende de cuán empoderados están, así como de la predisposición de los actores que intervienen, de respetar el papel de mayorías y minorías, y de los diversos actores de transar acuerdos intermedios. Eso implica que todo actor va a una negociación a ceder y no solamente a conseguir lo que pide, como decía una querida amiga.

Pero esto implica que nos reconozcamos como una comunidad política con acuerdos básicos o, como se diría más generalmente, con un contrato de cómo funcionamos. Es la ausencia de esa comunidad, o al menos su formación incompleta, la que explica por qué actores están dispuestos a ir hasta las últimas consecuencias, no respetar los mecanismos institucionales y en última instancia poner en riesgo el bien común. Construir esa comunidad y esas reglas es con seguridad nuestra más grande tarea, donde el liderazgo de la república tiene un papel central en nuestra formación como ciudadanos, parte de una entidad política denominada Ecuador.

Es aquello lo que nos asegurará que nunca más sucedan eventos lamentables como los del jueves 30 de septiembre.

La columna de opinión fue publicada el domingo 3 de octubre en el Diario El Universo de Ecuador.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: